Glexis Novoa

...because open source matters

  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size

Joel Rojas | Resolucion # 131


El David (work in progress) 1989 oil on canvas.

Personal exhibition by Joel Rojas curated by Glexis Novoa at Edge Zones, Miami.

Joel Rojas | Resolucion # 131

El día 6 de Octubre de 1989, Año 31 de la Revolución, Armando Hart Dávalos, Ministro de Cultura de Cuba firmaba la Resolución # 131, acusando al entonces estudiante de arte Joel Rojas (1968) de: “…la realización de una obra considerada ultraje conciente a la Revolución y a la determinación revolucionaria de nuestro pueblo, falta calificada como Muy Grave por el articulo 32, inciso b)…”* La pintura en la que el estudiante trabajaba en unos de los estudios del Instituto Superior de Artes de La Habana (ISA) titulada "El David", tenia un dibujo a carboncillo que representaba una versión del famoso David del escultor renacentista Miguel Ángel. El personaje de pose afeminada, sostenía símbolos comunistas, un martillo y una hoz que dirigía su filosa o filosófica punta a uno de los ojos de la cabeza, que había sido suplantada por la del Comandante Fidel Castro.

En la propia Resolución se explicaba que: “…[al estudiante] se le brindó en mas de una ocasión, la posibilidad de analizar [arrepentirse de] la obra, tanto artística como políticamente con estudiantes [colegas artistas] y profesores [reconocidos artistas] de la facultad de artes plásticas…”*; oportunidad rechazada por el estudiante quien reclamaba su espacio de libertad de expresión. Pero, “…los principios estéticos de nuestra sociedad y de esta institución docente [ISA]…”*, prevalecieron.

La incomprendida obra desapareció “misteriosamente” antes de ser terminada a raíz del proceso legal, a Rojas le fue prohibido terminar sus estudios en el ISA y los Viceministros de Cultura, el Consejo Nacional de las Artes Plásticas y el Centro Nacional de Escuelas de Arte, fueron avisados con copias de la misma Resolución ministerial. Un recurso legal que le cerraba todas las posibilidades de trabajar o estudiar en ninguna de las instituciones culturales del país.


A picar la bandera Americana (chop the American flag)
1988 oil on canvas, 59 x 51".

Rojas desarrolló un universo introspectivo alrededor de su familia, enfocado en la continuación de sus proyectos como artista, produciendo una obra pictórica sin expectativas de exhibirla fuera de su hogar, como la impactante pintura "A picar la bandera Americana" (1998), que hoy se exhibe por primera vez. En 1991 haciendo una metáfora de su condición social, se recluye en secreto por varios meses a trabajar en ‘La cueva de la loma de la candela’ (en las afueras de La Habana), que da titulo a la intervención gráfica de contradictorio tema social. Parodiando las pictografías aborígenes cubanas originales, Joel orada las paredes de un espacio natural en respuesta a su cuestionamiento de intrínsecos aspectos de la nacionalidad, haciendo referencia a la actual propaganda grafica oficial y símbolos patrióticos; todo esto apoyado por la acción efímera de su auto-confinamiento. Hasta allí también llegaron los misteriosos funcionarios, que esta vez no dieron con el creador furtivo.


La cueva de La Loma de la Candela
1991 image of the original pictographs at Loma de la Candela cave, near Havana.

Esta modesta exhibición resume una selección de obras y documentos relacionados al período del incidente, una nota a enmendar en la historia, en un suceso ejecutado por la autocracia cubana entorpeciendo la libertad de creación; un acontecimiento velado escrupulosamente por la censura institucional y la apatía de críticos e historiadores.